Dieta

Cómo bajar de peso rápidamente después del embarazo

Muchas mujeres suelen perder peso después de las 6 semanas del embarazo, según estudios es aconsejable que lo recuperen pasado este tiempo pero la pregunta que muchas se plantean es ¿Cómo lograrlo?

Es cierto que el embarazo es una etapa de la vida hermosa y maravillosa, perfecta por llamarla así, pero suele dejarnos ciertos recuerdos que son desagradables. Uno de ellos y que atormenta a muchas mujeres es el notable aumento de peso. Aquí tendrás la oportunidad de conocer los tips o las acciones que te ayudaran a perder peso 6 semanas después del embarazo.

Pierde peso en 6 semanas después del embarazo

Después del embarazo siempre estaremos un poquito pasadas de peso, pero como para todo en esta vida hay solución, te presentamos varias de opciones que puedes utilizar para bajar esos kilos ganados durante el embarazo.

Baja poco a poco

Tras el parto el cuerpo necesita tiempo para recuperarse. Si se intenta bajar de peso pronto o en forma drástica, el organismo supone que se avecina una época de hambruna, y entra en estado de alerta para preservar energía (depositada en la grasa).

Como 500 calorías menos

Los expertos aconsejan bajar alrededor de una libra y media (1/2 kg) a la semana, que se puede lograr comiendo menos y ejercitando más. Para ello sugieren comer 500 calorías menos por día, aunque sin quedar por debajo de los requisitos diarios.

No evites comida

Con un bebé pequeño, muchas madres se olvidan de alimentarse y tienen menos energía. Esto no ayuda a bajar de peso; lo ideal es hacer 5 a 6 comidas pequeñas y sanas en lugar de tres grandes, con hincapié en el desayuno.

Come lentamente

Tómate tu tiempo en la mesa. Esto ayuda a tomar conciencia de lo que haces y percibir la saciedad, que evita comer de más o sin hambre. Al engullir sin pensar se ingieren más calorías de las necesarias, que impide bajar de peso.

Amamanta a tu bebé

El Colegio Americano de Obstetras y Ginecólogos recuerda que amamantar – aunque sea unos pocos meses – ayuda a perder peso más fácilmente. Pero hay que evitar bajar muy rápido porque puede disminuir la producción de leche.

Una hormona que adelgaza

Tras el parto, el útero tarda unas 8 semanas en recuperar su tamaño normal, por eso es normal ver el vientre todavía hinchado. BabyCenter.com indica que al amamantar, el cuerpo produce oxitocina, una hormona que ayuda a que recupere su tamaño normal.

Elige lácteos magros

No es necesario tomar leche entera si estás amamantando. Consume productos lácteos bajos en grasa o directamente sin grasa, que tienen muchas menos calorías. Un vaso de leche entera tiene 150 calorías, pero se reduce a 86 si es magra.

Consume agua

Bebe entre 8 y 10 vasos de líquido al día, preferentemente agua, que ayudará a tu cuerpo a eliminar grasas a medida que pierdes peso, además de ser necesaria para la producción de leche. Evita los refrescos, jugos y líquidos con azúcar y llenos de calorías que impiden adelgazar.

Ejercicio y una dieta sana, cuidando lo que comes

Una vez realizados los controles médicos, dieta sana y ejercicio frecuente es lo mejor para perder las libras del embarazo. Si estás amamantando conviene esperar hasta que el bebé cumpla al menos dos meses para empezar.